El Ministerio de Defensa suma dos buques e infantes de marina para combatir los incendios en las islas del río Paraná

A partir de este domingo, ARA “Ciudad de Rosario” y “Ciudad de Zárate” arribaron con brigadistas forestales de la Infantería de Marina de la Armada Argentina, para sumarse a las acciones de combate del fuego en la zona

El Ministerio de Defensa, que conduce Agustín Rossi, se suma con apoyo logístico y de personal al operativo para combatir los incendios provocados en la zonas de islas del Paraná por quema de pastizales, aledañas a  Victoria, Santa Fe, Rosario y Santo Tomé. Es en el marco de un rebrote de focos, ya que se detectaron más de medio centenar en el Alto Delta y con la comprobación de que el peor momento comenzó ya que evalúan que son intencionales.

Por requerimiento del Plan Nacional de Manejo de Fuego, dependiente del Ministerio de Seguridad de la Nación, a partir de este domingo, los buques multipropósito ARA “Ciudad de Rosario” y “Ciudad de Zárate” arribarán con brigadistas forestales del Batallón de Infantería de Marina de la Armada Argentina, para sumarse a las acciones de combate del fuego en la zona de islas del Paraná. Cabe destacar, que desde el jueves un helicóptero del Comando de Aviación del Ejército Argentino se encuentra brindando apoyo en la zona.

En tanto, en la zona de islas de Santa Fe ciudad y Santo Tomé, brigadistas del Batallón de Ingenieros N°1 Zapadores Coronel Czetz del Ejército Argentino, llevarán adelante similar tarea para sofocar los focos de incendios.

Este sábado, organizaciones ecologistas de Rosario, en el puente Rosario-Victoria, que conecta la provincia de Santa Fe con la vecina Entre Ríos,  realizaron una protesta para denunciar la catástrofe ambiental que suponen los incendios intencionales en las islas del Delta. Reclamaron además la urgente sanción de una Ley de Humedales.

La cita fue a las 15, y reunió a diversas organizaciones ambientalistas de la ciudad que se apostaron en la puente Rosario-Victoria para reclamar por las quemas en el Delta del Paraná. El punto de encuentro fue la cabecera del puente, después de la última bajada a Rosario y respetando el protocolo por covid-19: mantenimiento el distanciamiento social y usando tababocas.

En medio de más de medio centenar de focos de fuego en el Alto Delta y con la comprobación de que el peor momento comenzó –es decir se inició intencionalmente– tras el acuerdo que rubricaron la Nación, las provincias de Santa Fe y Entre Ríos y la Municipalidad de Rosario para detener las quemas y mitigar los descomunales daños ecológicos, económicos, y los graves riesgos sanitarios y de seguridad en el transporte que ocasionan, siete personas, todas con domicilio en nuestra provincia, fueron imputadas por el Juzgado Federal 2 de Paraná. Están acusadas de cometer los presuntos delitos de “incendio u otro estrago” y de atentar “contra la seguridad de naves o aeronaves”.

Rufino Pablo Baggio, Enzo Federico Vignales, Raúl Álvaro Morist y Rachinsky, Esteban Ricardo Morist y Rachinsky, Julián Marcelo Luraschi, Amelia Marta Barinotto y José María Vicenti aparecen como propietarios de campos y parcelas donde se producen incendios, avalados por asociaciones de productores y hasta por el intendente de Victoria, Domingo Maioccco, como una “práctica tradicional” para una supuesta renovación de pastizales.

También puede gustarle...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error

¿Te gusta este sitio? No te pierdas nuestras noticias