Ingeniero entrerriano participa del lanzamiento del satélite argentino Saocom 1B

La misión Saocom consiste en la puesta en órbita de los satélites Saocom 1A y 1B, que permitirá observar de manera adecuada de la superficie terrestre. “Los dos satélites conforman una constelación” expresó el entrerriano.

Luego de que la pandemia de coronavirus obligara a posponer el lanzamiento del satélite argentino de observación de la Tierra SAOCOM 1B, los profesionales de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales comenzaron a trabajar rápidamente en el rediseño de la campaña.

Álvaro Soldano

La misión Saocom consiste en la puesta en órbita de dos satélites Saocom 1A y 1B, idénticos, que permiten obtener la revisita adecuada de la superficie terrestre monitoreada, para la necesidad del usuario.

El entrerriano Álvaro Soldano, oriundo de Bovril, es ingeniero y subgerente de Aplicaciones y Productos de Observación de la Tierra de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE). Participó de la creación de la misión

“Falta muy poco tiempo para el lanzamiento, y hay una ventana de cinco días que se toman para saber cuáles son las mejores condiciones atmosféricas y meteorológicas para el lanzamiento”, expresó a Elonce TV, Álvaro Soldano.

“El satélite Saocom 1B, ya fue probado todo su sistema y está en perfectas condiciones. Ahora está en mano de las personas que preparan el lanzamiento con el cohete”, dijo.

Sobre la misión que prepararon, el entrerriano contó que “la misión satelital que encaramos, se trata de un proyecto de tener en órbita dos satélites. El primer satélite que fue el Saocom 1A fue puesto en órbita en el 7 de octubre del 2018 y el segundo se va a lanzar en los próximos días”, explicó.

Y agregó que “los dos satélites conforman una constelación, va a orbitar en la misma orbita de polo a polo. Los dos juntos duplican sus capacidades con respecto a la observación de la tierra”.

“La función de estos satélites emiten su propia energía para generar una imagen. Los satélites tiene sus propio flash, entonces no necesitan la luz solar y pueden adquirir imágenes, incluso de noche. Estos satélites, pueden atravesar las nubes por la longitud de ondas que emiten”.

Soldano, afirmó que “esto es muy útil, cuando suceden inundaciones o erupciones volcánicas. Pueden atravesar las cenizas. La función principal es obtener información para el agro, porque la señal que utilizamos es muy sensible a la humedad del suelo y uno de los principales productos es un mapa de humedad del suelo”.

Durante los primeros días, el satélite podrá verse con el soporte de estaciones espaciales externas ubicadas en Noruega, Kenia, Antártida, Islas Kerguelen, Perú, Estados Unidos y Argentina.

También puede gustarle...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error

¿Te gusta este sitio? No te pierdas nuestras noticias